The Listening Room Phoenix ofrece un sonido perfectamente íntimo gracias al sistema Bose® L1® Model II

Hace 8 años, Jim Colletti comenzó a acompañar al cantante y compositor Adam Smith en su recorrido y conoció el lado comercial de la música mientras Smith hacía crecer su público. En noviembre pasado, el dúo echó raíces más profundas en Phoenix, Arizona, con The Listening Room Phoenix, un lugar íntimo de música en vivo con capacidad para 50 personas que ha recibido buenos comentarios y mucha admiración a nivel local. Un compañero común en su viaje ha sido el sistema de sonido portátil L1® Model II de Bose, que fue parte de la gira y ahora es el sistema de sonido del local.

Todo este tiempo, el sistema L1 ha demostrado ser capaz de unir al artista con el público de una manera directa. “En uno de nuestros primeros conciertos, descubrimos que teníamos que llevar nuestro propio sistema de sonido, así que fuimos a la tienda local de MI y compramos el sistema Bose L1 Compact”, explica Colletti. “Terminamos comprando 2 de ellos porque eran demasiado increíbles. El sonido era increíble y el hecho de que pudiéramos ponerlo en el escenario detrás de nosotros sin que el sonido se acoplara, y también de no necesitar monitores, nos acercó más al público. Los oyentes siempre quedaban impresionados con el sonido”. Los artistas también quedaban sorprendidos. Colletti recuerda que otros músicos comentaban constantemente sobre la capacidad única del sistema para evitar la retroalimentación, además de ocupar poco espacio en el escenario.

Esos mismos atributos son ahora parte de la experiencia que se vive en The Listening Room Phoenix. En este lugar, se utiliza un sistema L1 Model II junto con un módulo de graves Bose B1 y el motor de audio T1 ToneMatch® La innovadora tecnología de parlantes Articulated Array™ del sistema L1 Model II (en el que 24 drivers instalados verticalmente tienen un ángulo preciso para crear agudos más claros y un tono más consistente en la sala) ofrece una cobertura de sonido amplia y uniforme de casi 180° en el escenario y para un público de cientos de personas, con una leve disminución del volumen y tono. El motor de audio T1 ToneMatch amplía las opciones para conectar instrumentos y micrófonos adicionales. El motor compacto de 4 canales ofrece control táctil a una biblioteca de ajustes preestablecidos ToneMatch; con solo tocar un botón, se pueden hacer cientos de ajustes precisos al sonido de los instrumentos y micrófonos. El motor T1 también cuenta con un completo conjunto de reverberaciones de calidad de estudio, efectos adicionales y procesamiento de dinámicas.

“Lo que el L1 Model II nos entrega es la combinación perfecta de tecnología y música en vivo”, afirma Colletti. “Tenemos un escenario de 6 x 2.4 metros (20 x 8 pies), por lo que el L1 casi no ocupa espacio. No hay obstáculos entre la música y los oyentes, como si el sistema estuviera en su casa. Además, el ToneMatch es tan fácil de usar que los artistas que nos visiten pueden lograr el sonido que deseen de manera rápida y fácil. Para nosotros, el L1 es lo que la música necesita”.